TODO SIGUE IGUAL

BUENOS AIRES, ARGENTINA – OCT 29th – NOV 30th, 2016

MUSEO DE LA MUJER, Pasaje Dr. R. Rivarola 147, (San Nicolas), Buenos Aires

FOR ENGLISH CLICK HERE!

La exposición Todo Sigue Igual gira en torno a la prostitución como fenómeno mundial promovido por una industria que gana grandes sumas de dinero por el uso (abuso) de los cuerpos de las mujeres. Desde la revolución sexual de la década de 1960/70, la industria del sexo ha necesitado contrarrestar el cambio de actitud hacia la autonomía de (los cuerpos de) las mujeres. Una postura moral hacia la prostitución ya no era sostenible y la asunción centenaria del privilegio masculino y derecho patriarcal estaba bajo una gran presión. La idea de que las mujeres prostituidas son autosuficientes, fuertes, independientes, y ‘tan-libres-que-elijo-vender-mi-cuerpo’, sostiene perfectamente el programa de la industria sexual. Al mismo tiempo se hizo un uso perversamente inteligente del principio feminista de la autonomía de la mujer, al tiempo que protege los intereses de la industria sexual.

flyer-059-3

En los Países Bajos la venta de sexo ha sido legal, o sea estrictamente regulada, desde 1811, después, en el año 2000, el gobierno holandés introdujo una legislación para eliminar la prohibición del proxenetismo y los burdeles. Ingeniosamente empaquetado como parte integrante de una actitud liberal, con visión de futuro hacia el sexo en general, y la antipatía al moralismo puritano. Este movimiento, con un dudoso honor del país de ser el abanderado de la ley de la prostitución, liberalizó y consolidó su reputación como centro para el turismo sexual. El gobierno holandés indiferente a los resultados desastrosos de esta legislación, y a pesar de la evidencia negativa, insistió en enfatizar el éxito de este enfoque, alentando a otros países a seguir su ejemplo.
Todo Sigue Igual utiliza vídeos, fotos, textos, y la escultura para pasar por la bruma de la propaganda sutil sobre la prostitución que permea nuestro día a día, las imágenes que promueve y refuerza la visión de la mujer prostituida como “prostituta feliz”, mientras que nos impide ver el dolor y la angustia muy real que existe detrás de esta visión superficial.

Los artículos de esta Colección son objetos relacionados con la prostitución en la cultura popular - tarjetas postales; recuerdos para turistas que promueven el Barrio Rojo de Ámsterdam; diversas publicaciones y DVDs; etc - todas fueron adquiridas en Ámsterdam en 2016.

Los artículos de esta Colección son objetos relacionados con la prostitución en la cultura popular – tarjetas postales; recuerdos para turistas que promueven el Barrio Rojo de Ámsterdam; diversas publicaciones y DVDs; etc – todas fueron adquiridas en Ámsterdam en 2016.

Los recuerdos y otros artículos de parafernalia cotidiana muestran una imagen particular de la prostitución que se mantiene viva en la sociedad, ejerciendo una influencia subliminal: fomentar la aceptación de la prostitución como una consecuencia inevitable, necesaria e incluso una forma deseable de “entretenimiento” inofensivo, poblado por mujeres fuertes, dispuestas e independientes.

Los recuerdos y otros artículos de parafernalia cotidiana muestran una imagen particular de la prostitución que se mantiene viva en la sociedad, ejerciendo una influencia subliminal: fomentar la aceptación de la prostitución como una consecuencia inevitable, necesaria e incluso una forma deseable de “entretenimiento” inofensivo, poblado por mujeres fuertes, dispuestas e independientes.

Esta cortina de humo de la propaganda pro-prostitución nubla insidiosamente el tema, mientras que el daño causado por la aceptación de este punto de vista sobre la prostitución - un mundo donde mujeres son maltratadas, abusadas, subyugadas, dañadas - perdura.

Esta cortina de humo de la propaganda pro-prostitución nubla insidiosamente el tema, mientras que el daño causado por la aceptación de este punto de vista sobre la prostitución – un mundo donde mujeres son maltratadas, abusadas, subyugadas, dañadas – perdura.

Con la presentación de estos artefactos como objetos “inocuos”, etiquetados y expuestos como una colección antropológica, supuestamente “curiosa” y de “salvajes costumbres” de antiguas sociedades “no civilizadas” que estamos acostumbrados a ver exhibidas de esta manera, podemos imaginar que éstos artefactos están relegados al pasado, previendo así un futuro donde se haya avanzado más allá de la creencia en esta anticuada “tradición”, bárbara.

Con la presentación de estos artefactos como objetos “inocuos”, etiquetados y expuestos como una colección antropológica, supuestamente “curiosa” y de “salvajes costumbres” de antiguas sociedades “no civilizadas” que estamos acostumbrados a ver exhibidas de esta manera, podemos imaginar que éstos artefactos están relegados al pasado, previendo así un futuro donde se haya avanzado más allá de la creencia en esta anticuada “tradición”, bárbara.

 Colección de 16 imanes para refrigerador: buscan imbuir el sentido de que la prostitución es inocua y casera. Un imán para refrigerador es la síntesis de la vida doméstica inocua, y la venta de estos imanes del Barrio Rojo inculcan la idea de que el sexo pagado es tan inocuo como un fregadero de cocina, ya que la cocina es de dominio tradicionalmente de mujeres. Estos imanes tratan de convencer de ese sentido de la prostitución, desde un imán en el refrigerador por lo menos, también a la población femenina.

Colección de 16 imanes para refrigerador: buscan imbuir el sentido de que la prostitución es inocua y casera. Un imán para refrigerador es la síntesis de la vida doméstica inocua, y la venta de estos imanes del Barrio Rojo inculcan la idea de que el sexo pagado es tan inocuo como un fregadero de cocina, ya que la cocina es de dominio tradicionalmente de mujeres. Estos imanes tratan de convencer de ese sentido de la prostitución, desde un imán en el refrigerador por lo menos, también a la población femenina.

Postales, colección de 54: Postales constituyen una imagen destilada del país al que retratar, representando los iconos de la ubicación

Postales, colección de 54: Postales constituyen una imagen destilada del país al que retratar, representando los iconos de la ubicación “exótico” que está siendo visitada por el turista, que los compra con el fin de compartir sus recuerdos de ese lugar – “¡Ojalá que estuvieras aquí!’. En los Países Bajos, junto con los molinos de viento, tulipanes, canales, zuecos, las vacas, el queso y las bicicletas, está la zona roja. El área se promueve como una gran atracción turística, con miles de visitantes. Se calcula que produce una renta equivalente al 5% del PBI holandés, y el miedo de perder este importante ingreso puede ser la verdadera razón por la que el gobierno holandés es tan reticente a reconocer el sufrimiento causado por este lucrativo negocio.

Estas fotografías están tomadas del libro Mulier Sacer que escribió Jimini Hignett en colaboración con mujeres de un hostal para mujeres que recientemente han escapado de la prostitución en los Países Bajos, donde yo he estado trabajando como voluntaria, o “compañera de crisis.” El título del libro, Mulier Sacer, se toma del término latino Homo Sacer lo que implica una persona excluida de la sociedad, que no goza de la protección de la ley, y que pueden incluso ser asesinadas sin ninguna consecuencia legal - persona que es privada de su plena humanidad.

Estas fotografías están tomadas del libro Mulier Sacer que escribió Jimini Hignett en colaboración con mujeres de un hostal para mujeres que recientemente han escapado de la prostitución en los Países Bajos, donde yo he estado trabajando como voluntaria, o “compañera de crisis.” El título del libro, Mulier Sacer, se toma del término latino Homo Sacer lo que implica una persona excluida de la sociedad, que no goza de la protección de la ley, y que pueden incluso ser asesinadas sin ninguna consecuencia legal – persona que es privada de su plena humanidad.

Las circunstancias de éstas, mujeres traficadas, requiere mantener el anonimato, por lo tanto las fotografías las presentan en sus habitaciones con máscaras - autorretratos pintados en bolsas de papel marrón-. Este recurso ayuda a conservar el anonimato de las mujeres y, al mismo tiempo, es una expresión de cómo se ven a sí mismas. Las bolsas máscaras funcionan en una variedad de maneras - en muchos lugares una máscara tiene poderes mágicos y da fuerza a su portador, pero al mismo tiempo también se refiere a un tipo de tortura, la bolsa sobre la cabeza. Ellas nos impiden ver las caras de las mujeres, y a su vez las mujeres nos miran, en una inversión de la mirada estándar.

Las circunstancias de éstas, mujeres traficadas, requiere mantener el anonimato, por lo tanto las fotografías las presentan en sus habitaciones con máscaras – autorretratos pintados en bolsas de papel marrón-. Este recurso ayuda a conservar el anonimato de las mujeres y, al mismo tiempo, es una expresión de cómo se ven a sí mismas. Las bolsas máscaras funcionan en una variedad de maneras – en muchos lugares una máscara tiene poderes mágicos y da fuerza a su portador, pero al mismo tiempo también se refiere a un tipo de tortura, la bolsa sobre la cabeza. Ellas nos impiden ver las caras de las mujeres, y a su vez las mujeres nos miran, en una inversión de la mirada estándar.

En el centro del famoso Barrio Rojo de Ámsterdam hay una estatua de bronce que representa a una mujer prostituida situada en un marco de puerta. Su actitud es la de una mujer fuerte, autosuficiente, mal llamada trabajadora del sexo voluntaria. La estatua se titula Belle, y los turistas se fotografían con ella. Durante la duración de la exposición, los visitantes están invitados a utilizar un cuchillo para tallar un corazón y sus iniciales en el cuerpo de esta réplica de madera de tamaño natural - el acto de tallar sus propias iniciales en ese cuerpo de mujer tiene el objetivo de experimentar el dolor muy real que sufrieron las mujeres reales en las ventanas y las calles de los barrios rojos de todo el mundo. 
Belle Revisited se realizó en La Plata, en colaboración con Gabriel Piñero.

En el centro del famoso Barrio Rojo de Ámsterdam hay una estatua de bronce que representa a una mujer prostituida situada en un marco de puerta. Su actitud es la de una mujer fuerte, autosuficiente, mal llamada trabajadora del sexo voluntaria. La estatua se titula Belle, y los turistas se fotografían con ella. Durante la duración de la exposición, los visitantes están invitados a utilizar un cuchillo para tallar un corazón y sus iniciales en el cuerpo de esta réplica de madera de tamaño natural – el acto de tallar sus propias iniciales en ese cuerpo de mujer tiene el objetivo de experimentar el dolor muy real que sufrieron las mujeres reales en las ventanas y las calles de los barrios rojos de todo el mundo.
Belle Revisited se realizó en La Plata, en colaboración con Gabriel Piñero.

Belle Revisited, es también una respuesta a una propuesta del libro de Albert Londres “El Camino a Buenos Ayres” el que influyó tan fuertemente la percepción europea de Buenos Aires como el centro de la llamada 'trata de blancas' a principios del siglo XX. En el libro, Londres sugiere que una estatua debe ser erigida a las prostitutas extranjeras, por considerarlas una gran contribución, un papel importantísimo en la construcción de la ciudad.

Belle Revisited, es también una respuesta a una propuesta del libro de Albert Londres “El Camino a Buenos Ayres” el que influyó tan fuertemente la percepción europea de Buenos Aires como el centro de la llamada ‘trata de blancas’ a principios del siglo XX. En el libro, Londres sugiere que una estatua debe ser erigida a las prostitutas extranjeras, por considerarlas una gran contribución, un papel importantísimo en la construcción de la ciudad.

El primer visitante tallando sus iniciáles

El primer visitante tallando sus iniciáles

Una mujer deja tallando sus iniciáles

Una mujer deja tallando sus iniciáles

Iniciáles tallando

Iniciáles tallando

Los Monólogos de la Prostitución - Esta serie de vídeos detalla las historias de cuatro trayectorias de mujeres hasta entrar en la prostitución. Contada por actores, las historias son testimonios de la forma en que la trata está ligada a los procesos económicos y políticos más grandes, como el desequilibrio económico, la privatización y la corrupción. Precisamente desde su posición, a la vez en el margen y en el centro de la sociedad, las historias de éstas mujeres son capaces de iluminar los enlaces más grandes que a menudo son ignorados en el debate sobre la prostitución. Muchas de las mujeres que han escapado de la prostitución en los Países Bajos han venido de África subsahariana o de los países ex comunistas del bloque oriental, y sus relatos desvelan entornos plagados de desigualdades, misoginia y abuso. Exponen la dolorosa e inquietante realidad en el núcleo de la industria de la prostitución, y revelan la tenacidad de un supuesto derecho masculino, y los privilegios de raza y clase.
Actores: Ella de Rijke, Flint Louis Hignett, Jiyan Düyu, Chérif Zaouali 
Gracias a: Anónimo, Hens van Rooy, Rodolfo Vejar, Diego Braude, Eduardo Echavarria

Los Monólogos de la Prostitución – Esta serie de vídeos detalla las historias de cuatro trayectorias de mujeres hasta entrar en la prostitución. Contada por actores, las historias son testimonios de la forma en que la trata está ligada a los procesos económicos y políticos más grandes, como el desequilibrio económico, la privatización y la corrupción. Precisamente desde su posición, a la vez en el margen y en el centro de la sociedad, las historias de éstas mujeres son capaces de iluminar los enlaces más grandes que a menudo son ignorados en el debate sobre la prostitución. Muchas de las mujeres que han escapado de la prostitución en los Países Bajos han venido de África subsahariana o de los países ex comunistas del bloque oriental, y sus relatos desvelan entornos plagados de desigualdades, misoginia y abuso. Exponen la dolorosa e inquietante realidad en el núcleo de la industria de la prostitución, y revelan la tenacidad de un supuesto derecho masculino, y los privilegios de raza y clase.
Actores: Ella de Rijke, Flint Louis Hignett, Jiyan Düyu, Chérif Zaouali .
Gracias a: Anónimo, Pakhuis de Zwijger, AFK, Hens van Rooy, Rodolfo Vejar, Diego Braude, Eduardo Echavarria

Noche de los Museos en Buenos Aires - de las 10hs a las 3 de la mañana, la exposicíon estaba visitado por 828 personas... una marathon! Muy impressionante ver como la gente se engancha en la tematica... tanas persona que salieron de la muestra llorando, por las videos de testimos.

On Museum Night in Buenos Aires the exhibition was visited by 828 people between 8pm and 3am…
A marathon! Impressive to experience how engaged with this issue the public was, and how moved they were – several people left the exhibition in tears after watching the video testimonies.